Dellas palabras pa Jesús de Cos

Estas palabras fueron leídas por un miembro de Regüelta en el acto conmemorativo a Jesús de Cos:

Imagen

Para nosotros la figura de Jesús, al igual que la de todas las personas que combatieron al fascismo durante la Guerra Civil, y en los años posteriores a esta, representa los valores de sacrificio, coherencia, voluntad, coraje y dignidad en los que intentamos fijarnos cada día para acometer la responsabilidad histórica que supone continuar su lucha.

Crecimos sin memoria. El sistema educativo de esta mal llamada democracia se encargó de borrarla de nuestro consciente colectivo. Remarcaron la importancia de burócratas varios en la superación, que nunca ha sido tal, del régimen genocida instaurado por Franco en Cantabria en 1937. Personajes que en su vida movieron un dedo para alzarlo en contra de este régimen, del que en realidad son herederos. 
Sin embargo, nadie nos narró historia ninguna sobre todas aquellas personas que, antes que verse sometidos a vivir sin libertad, entregaron su vida por conquistarla.

Aún hoy quedamos algunas que no nos resignamos a aceptar la versión oficial de la historia reciente de nuestro pueblo y quisimos descubrir la historia oculta que conocen nuestros montes sobre héroes que juraron vencer al yugo fascista para conquistar la libertad, o morir en el intento.

Por fortuna, algunos tuvimos la suerte de conocer a protagonistas de esa lucha. Tuvimos la ocasión de conocer a Jesús. Él nos narró los sucesos sepultados por la historiografía oficial que en Cantabria ocurrieron. Él consiguió que brotara en nosotros ese afán por construir la memoria colectiva que nunca quisieron que tuviéramos, y nos transmitió los valores que les guiaban en esa lucha, con una rabia, una energía y un convencimiento, que mantuvo hasta el final de sus días bregando por dignificar a los actores de una lucha enterrada en cunetas y en el olvido.

Pero lo más importante que Jesús nos trasladó fue la necesidad de continuar con aquella lucha, y de unir lo actual con lo pasado. Sentirnos herederos de aquellos que en su momento ofrecieron todo lo que tenían por alcanzar un mundo mejor, y asumir la responsabilidad que ello conlleva. Solo así construimos verdadera memoria histórica colectiva: conociendo, respetando y aprendiendo de las luchas del pasado, para continuarlas en el presente adaptadas a nuestro contexto histórico, social y geográfico.

Para todos los jóvenes cántabros que sentimos la necesidad de seguir hasta el final intentando construir un mundo mejor, Jesús, y todos los que se echaron a nuestros montes para combatir a la barbarie fascista, nunca morirán. Permanecerán siempre en nuestra memoria, que, solo dándole continuidad a su lucha, podremos mantener viva.

Jesús siempre quiso que los jóvenes despertáramos del letargo en el que nos hemos dejado sumir y afrontáramos la responsabilidad histórica que ellos enfrentaron en su día. Se fue, pero algunos aquí estamos, tratando de afrontar esa difícil, pero hermosa tarea, que supone el luchar por la libertad día tras día hasta el último de nuestras vidas, avanzando tras las huellas que ellos nos dejaron, y abriendo el camino para que las generaciones venideras tomen el relevo en una lucha que solo finalizará con la victoria.

Seguimos echaos al monti.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: